Team Building, ¿Qué son y para qué sirven las actividades de formación de equipos?

En los últimos años, es mucho más común ver a las empresas, principalmente las medianas y las grandes, utilizar actividades de formación de equipos 【 Team Building 】para desarrollar la confianza y la capacidad de liderazgo de las personas. Esto incluye, reunir equipos que enfrentan desafíos y ayudar a nuevos grupos de personas a conocerse mejor entre sí.

Un ejercicio de Team Building para empresas bien pensado, puede crear confianza allí donde falta, abrir puertas al pensamiento creativo, mejorar la comunicación y recordar a la gente el propósito más profundo de su trabajo. Pero hay otras razones por las que hacer esto. En algunos casos, puede dar a las personas la confianza para utilizar y aplicar nuevas habilidades en un entorno no amenazante. Además, puede ser divertido y ayudar a relajarnos.

Realizar estas actividades puede significar una pausa temporal en el mundo adulto del trabajo y hacernos sentir nuevamente como niños. Poseer nuevamente cualidades que todos queríamos tener en los nuestros equipos de trabajo y que son más comunes en los pequeños: confianza, curiosidad y comunicatividad.

También nos puede dar la oportunidad de aprender nuevas habilidades, a menudo de maneras inusuales. Como adultos, tendemos a adquirir conocimientos leyendo o escuchando información. Pero muchas actividades de trabajo en equipo nos llevan a aprender haciendo, a menudo de forma divertida y en una atmósfera relajante.

Sin embargo, sin una cuidadosa reflexión y una planificación adecuada, los eventos de formación de equipos puede hacer erosionar o dañar la confianza de los miembros del equipo entre sí y en sus líderes, lo que en definitiva se traduce en una pérdida de tiempo.

¿Por qué es importante el Team Building?

Probablemente has oído hablar de la frase de Aristóteles de que «el todo es más que la suma de sus partes». Esto es particularmente cierto cuando se aplica al potencial de un equipo.

Cuando un equipo «trabaja», su rendimiento debería ser mayor que el que cualquiera de sus integrantes, incluso el que su mejor miembro podría lograr individualmente. Pero conseguir que funcione en su máximo nivel conlleva trabajo. Por eso, es tan importante invertir tiempo y energía en la formación de los equipos.

Actividades de formación de equipos

Piense en lo divertido que es ver a un gran equipo de fútbol en su mejor momento. Los movimientos de los jugadores aunque son intencionados, parecen naturales. Y el objetivo es siempre trabajar juntos para lograr una meta bien definida.

Los grandes equipos deportivos no ocurren por casualidad. Se necesita un gran esfuerzo concentrado para que un grupo de individuos pueda alcanzar su máximo desempeño.

Los jugadores en conjunto conocen las fortalezas y debilidades de cada uno, y cada uno está listo para cuando un compañero de equipo necesita apoyo.

Estos equipos, que funcionan tan bien como una sola unidad, hacen que lo que sea que estén haciendo parezca fácil. Pero lo que no solemos ver es la cantidad de tiempo de práctica que suelen llevar a cabo, construyendo en algún momento esos equipos desde cero.

Así es como las actividades de trabajo en equipo pueden ayudar. Si usas las correctas, en el momento adecuado, puedes ayudar al equipo a desarrollar habilidades y comportamientos para que todos sus integrante trabajen juntos como una sola unidad.

Los beneficios del trabajo en equipo

Team Building

Cuando se utilizan ejercicios de formación de equipos de forma inteligente, esto puede proporcionar una serie de beneficios importantes.

Por ejemplo, pueden ayudar a los miembros del equipo a conocerse entre sí, crear confianza y romper las barreras de comunicación. En los equipos existentes, pueden levantar la moral, fortalecer las relaciones, e incluso aliviar el estrés.

Sin embargo, el problema con muchos ejercicios de formación de equipos es que a menudo no tienen una meta específica. Aunque puede ser divertido pasar un día fuera de la oficina, la actividad es útil solamente cuando se aplican las lecciones que todos han aprendido, al regresar al trabajo.

Los problemas más comunes del Team Building

¿Alguna vez ha asistido a un evento de formación de equipos, sólo para darte cuenta de que, en última instancia, fue una pérdida de tiempo?

Esto es siempre una fuente de desánimo, y no querrás que tu propia gente pase por lo mismo.

El problema con muchos ejercicios de formación de equipos es que no han sido planeados apropiadamente, o no se realiza una discusión reflexiva después de las actividades. Es importante pensar en cada actividad cuidadosamente, de modo que los participantes aprendan de cada una de ellas y entiendan cómo se traducen sus ideas en cambios significativos en el trabajo diario.

Otro error común, que generalmente cometen los gerentes, es organizar eventos sin un objetivo específico en mente. Sin esto, el cambio a largo plazo no se producirá, y la gente continuarán como antes. También puede erosionar la confianza de los miembros del equipo y su voluntad de participar en futuras actividades similares.

Realizar las actividades de equipo en forma regular

Muchos gerentes sólo organizan actividades de formación de equipos eventualmente. Pero puede que los miembros del equipo tarden semanas o meses en aprender a confiar en los demás miembros del equipo, y a empezar a trabajar juntos de manera efectiva. Es por ello que puede valer la pena llevar a cabo estas actividades de Team Building regularmente, para que se conviertan en una parte reconocida de la cultura empresarial.

Se puede adaptar estos eventos para abordar cualquier brecha de habilidades y problemas de rendimiento que se detecten a lo largo del año. Esto no siempre incluirá actividades intelectuales, hay empresas como Amazonia Team Factory que organiza actividades físicas al aire libre y en pleno contacto con la naturaleza. Considere las necesidades individuales en su equipo, así como sus capacidades y preferencias.

Por ejemplo, ¿qué sucedería si se planeara una actividad física, y alguien del equipo no pudiera realizarla por una discapacidad? Esto podría socavar su moral y la confianza en el líder.

Otro error común es usar la competencia como una forma de desarrollar habilidades. Las actividades competitivas pueden ser divertidas y emocionantes; sin embargo, enfrentan a los miembros de un equipo entre sí, y esto podría sacar lo peor de alguno de sus miembros.

Este tipo de ejercicio puede, en última instancia, dañar las relaciones y la confianza. También pueden desmotivar a las personas a las que no les gustan las actividades competitivas, o que no son buenas en las habilidades específicas que se requieren.

La clave es asegurarse de que el evento anime a la gente a trabajar en colaboración, y que tengan que depender el uno del otro para tener éxito.

Por último, evaluación de la eficacia de su equipo

Uno de los pasos más importantes en la planificación de las actividades de trabajo en equipo se da desde el principio. Antes de hacer cualquier otra cosa, se necesita evaluar si el equipo tiene baches importantes en sus habilidades o problemas de desempeño.

Esto ayudará a decidir en qué debe centrarse su evento. A continuación, puede elegir actividades que respondan a las necesidades específicas de su equipo y luego ver si se producen algunos cambios significativos con el transcurso del tiempo.

Por eso es tan importante examinar detenidamente las necesidades de desarrollo de su equipo, identificar los desafíos particulares que desea abordar y dejar en claro lo que se quiere lograr desde el principio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *